Blogia
Crecer con la Memoria

59 años de saber


 La Universidad Central  de Las villas cumple 59 años, en sus aulas se han graduado más 49 mil profesionales durante estos años.

 

 Por Lourdes Rey Veitia

Quienes nos formamos  en la Universidad Central “Marta Abreu” de Las Villas tenemos una deuda, que la universidad  se encarga de hacerla eterna, porque tiene la inmensa cualidad de seguir dándonos.

Llegué  a ese recinto  estudiantil sin saber que me enamoraría de sus misterios. Primero fue de su paisaje, luego lo que en sus aulas encontré, y veinte y cinco  años después sigue sorprendiéndome.

Hoy cumple 59 años de fundada y se le ve joven. Es la universidad de las más increíbles investigaciones, incluso  algunos de sus especialistas han probado la extraña idea de que en el  universo existen puntos oscuros infinitos y que esos “huecos” marcarán la vida futura del planeta.  Es el centro donde el doctor Nilo Castañedo creó un medicamento humano con función antibiótica que actúa contra bacterias y hongos. La de los que cercenan un tallo de plátano, lo convierten en  millones de minúsculas porciones que luego son vitroplantas, para más tarde producir miles de racimos del producto y también aplican la misma tecnología a otras variedades, incluso crearon  la papa cubana.

Es la de los que saben cómo podemos ahorrar portadores energéticos y cuidar el medio ambiente de las más increíbles formas, de los que se empeñan en crear materiales de la construcción económicos imprescindibles para nuestras urgencias  en este campo, o  la de  quienes -aparentemente complicados por su filosofía-, aseguran,  con la mano en el corazón y los pies sobre la tierra, que Cuba es el mejor proyecto social del mundo, pero que debemos transformarlo revolucionariamente para seguir desarrollándonos.

Es la universidad de los que no están; como Ramona - bedel que la fundó y que se enorgullecía de haberle dado el primer brillo a sus interminables pasillos-  la de Enrique Coromina y  Víctor Figueroa, extraordinarios economistas o Domingo Rodríguez, el acucioso historiador. Ella ha hecho de sus alumnos sus maestros en cada municipio, y a los nuevos graduados les llena sus mochilas de sueños y esperanzas. Fue la universidad de mis padres, la de mis hermanos, la de reconocidas personalidades de la vida económica y política de Cuba actualmente, espero sea la de mi hija...

Fue la universidad de Feijoo, Gaspar Jorge García Galló, pero también la del Che.

 La leyenda del Che

Con la toma de la batalla de Santa Clara comenzó la leyenda. Al frente de la columna 8, el Che llegó hasta la institución docente por un camino vecinal que colinda con ella, inmediatamente estableció su comandancia  en uno de sus  más viejos edificios. Ese fue el primer encuentro, luego vendrían otros.

El doctor Juan López Palacios, es un profesor conocido, diría que casi un consejero en cuestiones pedagógicas e investigativas de esa institución docente,  y  uno de los testigo  del  momento en que las ideas guevarianas cambiaron el rumbo de la educación superior en la Isla.

“Ese día - 28 de diciembre  de 1959- se le entregaría el título de doctor Honoris y Causa, en Pedagogía, al Guerrillero Heroico. Todo era muy protocolar, hasta que el Che llegó con su boina y el traje verde olivo, el recinto se o estremeció con sus ideas. Con la sobriedad de los grandes dijo que recibiría ese título en nombre del ejército que  representaba y del pueblo por el que había luchado, porque su persona  no lo merecía, que el solo poseía la pedagogía de la lucha.

“Fue entonces cuando expresó: “La universidad debe pintarse de negro, de mulato, de campesino, de hombre simple, tiene que pintarse de todas las etnias”. Esa idea -expresada a  penas un año del  triunfo de la Revolución - dejó una huella trascendente para la educación superior cubana y marcó el desarrollo de esta enseñanza, que  ha cumplido  con creces ese precepto”, concluyó.

Su realidad actual…

La Universidad Central “Marta Abreu” de Las Villas  ha  graduado más de 49 mil 354 alumnos  desde sus inicios en el ya lejano noviembre d e1952 y han sido no solo cubanos sino de otros 24 países, además de  master y doctores. Posee proyectos de colaboración e intercambio con las más prestigiosas universidades del mundo. Es la más multidisciplinaria de todas las cubanas, con 32 carreras en diversas las ramas del saber.

Es destacable también la vinculación de las investigaciones a las dificultades de los territorios, lo que se evidencia en los resultados de los trabajos de diploma, pues ellos solucionan problemas prácticos de la producción, la docencia, los servicios y el desarrollo de las provincias centrales.

Cuenta asimismo con varios institutos de investigaciones y centros de estudios que poseen reconocido prestigio internacional y nacional, forma un profesional integral preparado como especialistas y también capaz de defender las conquistas de la Revolución

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres