Blogia
Crecer con la Memoria

Vino “Brindis” por un 26

 

 

Por Lourdes Rey Veitia

Foto De la autora

 

El olor característico del salitre y el de la fermentación del vino se mezclan cuando vas llegando a la “Vinatera del Norte”, ubicada en el municipio villaclareño de Caibarién, una de las tres entidades de este tipo que existen en el país.

Está tan cerca de la costa que se confunde con uno de los  almacenes del puerto, aunque se sabe que desde 1915 dos hermanos al llegar de España, iniciaron el negocio en el lugar. Ha resistido los embates del tiempo, incluso se reconstruyó luego de que un incendio la convirtiera en cenizas y forma parte de las tradiciones de esta ciudad costera. 
En ese centro, desde aquella época -en cuestiones de tecnología- poco ha cambiado. Todo, desde la misma confección del producto hasta su etiquetado,  es netamente manufacturado.

Yanelis Madinaveitia, una de las trabajadoras, da fe de ello; ”con los nuevos envases hay que hacer fuerza, enroscar y apretar bien las tapas, las etiquetas se colocan con pegamento y una brocha que hacemos de cualquier material, después con una esponja o un pedazo de tela húmeda le quitamos lo que sobresale de la goma de pegar. Es que este producto es también para el turismo y debemos darle la mejor presencia”, aclara.

En esta empresa se elaboran vinos dulces, semidulces y secos de la marca “Brindis”, producen como promedio alrededor de 650 cajas diariamente. Para llegar a esta cifra -de forma manual- el colectivo durante años se ha entrenado en buscar soluciones a partir del ingenio de sus trabajadores, así aumentar la productividad y hacer que esta pequeña empresa lograra  ocupar un lugar importante en los mercados de todo el país.

“Al faltar la botella de vidrio incursionamos en los pomos plásticos,  para poder manipularlas mejor en el momento de sellarlas, colocarles las etiquetas los trabajadores idearon portabotellas con caña brava. Al ser diferente el envase los huacales no se correspondían, entonces les hicimos adaptaciones con listones de madera”, comentaron dos trabajadores, Jesús y Manuel, quienes laboran en el almacén.

  “Si algo ha caracterizado al producto es su calidad  y aceptación en el mercado, explica la ingeniera Milagros Heredia, directora de la entidad,  pero hemos tenido que  establecer normas de calidad, el laboratorio está acreditado en las pruebas organoelépticas para medir el olor, sabor, presencia y el color,”, puntualizó

Esta empresa se distingue- entre las otras dos  similares-  porque posee el mejor rendimiento alcohólico del país a partir del control de la temperatura de la fermentación de la levadura y el cumplimiento de las normas del proceso, lo que propició un ahorro de más de 11 mil  560 litros de esta materia prima por ese concepto. Estos resultados de la vinatera y otros como la el aporte en la sustitución de importaciones han sido vitales para que la industria alimenticia del territorio este entre las esferas destacadas en la sede por  el acto nacional del Día de la Rebeldía Nacional.

 El vino seco y otras producciones…

La Vinatera  del Norte, de  Caibarién, incursiona además en la fabricación de vino seco -línea con la que  se reduce la importación de este producto-, sumamente necesario en la cocina de los hoteles del país.

Actualmente están elaborando alrededor de mil cajas mensuales para la región central, destinadas  fundamentalmente a  las instalaciones turísticas de la cayería norte, Varadero, Sancti Spíritus y Cienfuegos.  Tienen el propósito de continuar incrementando dicha producción hasta alcanzar la cifra de cuatro mil cajas, lo que representaría que  paulatinamente  se cubriría la demanda nacional.  

Aquí- además del vino “Brindis” en su gama de variedades también se produce el vino naranja que se oferta en las TRD y la red de comercio y distintos rones los que se destinan al consumo nacional.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres