Blogia
Crecer con la Memoria

Plan contra plan

Plan contra Plan
Por Lourdes Rey Veitia

Tengo la certeza que las elecciones que acaban de culminar fueron un elemento importante en la Batalla de Ideas que libra el pueblo cubano para enfrentar la política hostil, agresiva y anexionista de los Estados Unidos contra la Isla.
Como ya es conocido los Estados Unidos siempre han pretendido ignorar las elecciones cubanas y cuando no han podido hacerlo , entonces tratan por todos los medios de denigrarlas y distorsionarlas. En la mayoría de los casos silenciarlas para hacerles creer al mundo que no elegimos democráticamente a nuestros gobernantes, todo como parte de una estrategia: Pretender cambiar nuestro sistema político y destruir la Revolución, lo que no sucederá nunca.
El presidente Bush en mayo del 2004 aprobó el “Plan de Asistencia para una Cuba Libre”, algo que los cubanos sabemos es el programa para privar a nuestro país de su independencia , soberanía y progreso. Sencilla y llanamente con él pretenden borrar una historia digna de 45 años de conquistas y darnos una vuelta hacia el capitalismo.
Ese “Plan de Asistencia para una Cuba libre”, tiene entre sus principales medidas sustituir el sistema electoral cubano por el norteamericano, exactamente por el mismo sistema que posibilitó que Bush, habiendo perdido las elecciones por el voto popular fuera designado Presidente por decisión del Tribunal Supremo.
Según ellos se aplicarían tres medidas : La primera eliminar el registro de electores . Con ello tienen el propósito de que en Cuba no voten personas como Andrea mi humilde vecina retirada que es una cubana honesta o Clara una simple madre de un niño síndrome de Daun que agradece a esta Revolución las atenciones extremas con su hijo o cualquier sencillo obrero , porque al anular el registro de electores se evita que sea el pueblo el que vote y lo harían entonces sus élites del poder.
Según ese plan la segunda medida sería eliminar la postulación por los propios electores , entonces serían los partidos políticos y quienes lo harían serían los grupúsculos de mercenarios. Se eliminarían, según ellos , nuestras asambleas de barrio y se dejarían de elegir , nominar, proponer y ser electos cualquier cubano sencillo que sea respetado y querido por su comunidad.
Y de esos cubanos hay cientos de ejemplos, puede ser Mirta una delegada que durante tres mandatos lo ha sido en Santa Clara y es una simple ama de casa o Canel y Armando dos simples profesores de biología e historia , o un obrero de Planta Mecánica, quienes en común tienen ese valor único que es el de ser una autoridad política desde el mismo momento en que el pueblo los nominó, los propuso y los eligió, depositando así su confianza en ellos para que lo represente.
Según el plan de Bus la tercera medida eliminaría el control de la población sobre las diferentes etapas del proceso electoral, con ello impedirían que fuesen transparente y lo manipularían a su antojo y harían cuanto fraudes quisieran. No habrían pioneros custodiando urnas ni los vecinos acudirían a las 6.00 PM al colegio electoral para ver realizar el escrutinio
Pero ese Plan Bushchiano a quedado demostrado que no tiene alternativa en Cuba al concluirse esta etapa electoral .Los cubanos hemos realizado un proceso eleccionario profundo , de calidad , transparente y democrático. Único y autentico en el mundo, con derechos y facilidades jamás alcanzadas por pueblo alguno en el universo.
Nuestro plan salió triunfante y nuestros esfuerzos están ahora en perfeccionarlo, en lograr que en cada proceso electoral avance la participación comunitaria, se amplíe la cultura política del pueblo y se fortalezca su unidad y sus convicciones patrióticas y quedó cumplido el mandato martiano de “elegir con voto enérgico y mayoría de grandes hombres probados, sanos, útiles y capaces”..
Con estas convicciones quedaron constituidas en Villa Clara las 13 asambleas municipales del Poder Popular de la provincia, esas que tienen la misión de hace fuerte y verdadero nuestro proceso social.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Ifraín Sacerio Guardado -

Para los cubanos no haría falta un comentario sobre este comentario (valga la redundancia).
Ahora bien, quiero comentar, pues el sistema eleccionario en Cuba es el más democrático del mundo. Es el más transparente y diáfano, sin que medie en él las millonarias sumas que salen a la vista en cualquier proceso electoral de otro país, dígase EEUU. Tres preguntas para esos partidarios de una "Nueva Cuba":
1.-¿Qué persona sin poder adquisitivo importante puede llegar a Presidente en un país imperialista?. Y, añado, no solo a la primera figura del país, sino a Alcalde, Gobernador...?
2.-¿En qué país del mundo los vecinos de los barrios eligen a sus representantes ante el Gobierno?. En Cuba, desde la cuadra, hasta la nación, los electores decidimos quienes nos gobernarán y velarán por nuestras inquietudes y problemas.
3.-¿De qué derechos humanos y democracia se jacta el presidente de EEUU cuando él ha hechio lo que le ha dado la gana en el mundo, sin importarle los derechos de nadie, sin importarle nada de los humanos?.
¡Que nos respeten!
Somos un pueblo que de cidimos nuestro destino y nadie puede interferir en nuestra convicciones.
Cra. Lourdes Rey, muy atinado su comentaerio. Siga así.
Sacerio
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres